24 enero, 2022

Con una prueba de realidad virtual, Corea del Sur sabrá si los adultos mayores aún pueden conducir

Voto en Blanco (30 de noviembre de 2021) || Rubén Martínez

La Agencia de Policía Nacional de Corea (KNPA) presentó este lunes un proyecto de investigación que propone la implementación de la tecnología de realidad virtual para evaluar el desempeño de los conductores de automóviles mayores de 65 años.

Esta propuesta se ha está presionando para que se implementen licencias condicionales para conductores de edad avanzada para el año 2025. El proyecto de esta investigación se llevó a cabo durante tres años y se espera que el que el presupuesto total del programa alcance aproximadamente $ 3 millones de dólares.

La misión final del programa es determinar el método en cómo los adultos mayores conservarán sus licencias para conducir: la realidad virtual.

Corea del Sur no tiene regulaciones sobre las licencias de conducir de las personas mayores, a menos que den positivo por demencia.

Actualmente, las autoridades han aplicado dos medidas para la renovación de licencias para mayores de 75 años y la conducción voluntaria de mayores de 65.

La KNPA ha expresado su preocupación por los altos índices de accidentes automovilísticos en el país, atribuidos en su mayoría por conductores mayores.

El sitio web de la KNPA ha publicado su estadísticas policiales donde se muestra que el número de accidentes de tráfico provocados por conductores mayores de 65 años es 1,86 veces superior a los de los 30 y el número de muertes causadas por el grupo de edad avanzada es de 2,75, el más alto entre todos los grupos de edad.

El programa dice que se trata de problemas del deterioro de la vista con la edad, especialmente en la noche.

Las pruebas de realidad virtual evaluarán las habilidades de conducción, cognitivas y de memoria utilizando un visor de realidad virtual o VRA, similar a cómo se usa en videojuegos o en pruebas clínicas para detectar demencia y funciones cerebrales

Para esto se han llevado a cabo experimentos con simuladores de conducción, donde se analiza el comportamiento de los conductores y su agudeza visual, como en la siguiente imagen:

Se crean simulaciones de choques en el día y noche para ver el rendimiento de los conductores.

Por ahora esto continua solo en un experimento hasta que se puedan dar más detalles sobre los resultados obtenidos antes de usar el proyecto como una prueba oficial.

 

Te puede interesar: Con selfies, un software puede detectar los primeros síntomas de Parkinson