24 enero, 2022

#Opinión || El lado obscuro de facebook

Voto en Blanco (16 de diciembre de 2021) || Yesenia Acevedo

VENTA DE PERSONAS a través de los anuncios de Facebook 

Los “Facebook papers” divulgados en EE.UU.

Recientemente fueron publicados los famosos “Facebook papers” por France Haugen, exempleada de la gigante compañía tecnológica. Dichos documentos son informes de Facebook, los cuales están basados en documentos internos de más de 10 mil páginas que develan lo que sucede dentro de la empresa y que sin duda ha dejado asombrados a varios de nosotros. 

Los documentos demostraron que la compañía supo durante años que sus productos presentaban contenido de trata de personas y no hizo nada al respecto. De acuerdo con el medio CNN, quien analizó dichos documentos “el gigante de las redes sociales sabía que los traficantes de personas habían estado creando grupos, cuentas, todo tipo de páginas de fanáticos e incluso comprando anuncios en la plataforma desde al menos 2018”. Además, se reveló que los traficantes de personas habían pagado 152 mil dólares para comprar anuncios en Facebook e Instagram en 2019.

“Los Facebook Papers son tan condenables, tan inquietantes, tan repugnantes, y deberían conducir a una rápida acción a nivel federal”, expresó profesora de derecho de la Universidad de Fordham Zephyr Teachout,

El caso de Kuwuait 

En noviembre de 2019, BBC News Arabic presentó un reporte que destacaba el problema de las trabajadoras domésticas puestas a la venta a través de Instagram, de lo cual Facebook ya estaba al tanto, sin embargo, no tomó medidas hasta que Apple lo amenazó con eliminar sus productos de su App Store. 

Los hechos 

La investigación realizada descubrió la forma en que las trabajadoras domesticas eran vendidas dentro de un mercado negro online, habilitado por aplicaciones alojadas en Google Play y la App Store de Apple y hashtags como “#maidsfortransfer” impulsados ​​por algoritmos a través de Instagram. 

Un equipo de investigadores encubiertos de la BBC se hizo pasar por una pareja recién llegada a Kuwait. Este equipo habló con un total de 57 usuarios de aplicaciones como Instagram y similares, y visitó más de 12 personas que intentaron venderles sus empleadas domésticas a través de una aplicación conocida como 4Sale, el cual funcionaba como un catálogo, mediante el cual se podía filtrar a las personas por razas y rangos de precios. 

En los países del Golfo como Kuwait, las trabajadoras domésticas eran llevadas al país por agencias y era registradas oficialmente ante el gobierno, para que después potenciales empleadores pagaran una cuota a las agencias y se conviertan así en los propietarios de estas mujeres, las cuales no podían abandonar el hogar ni salir del país, sin el permiso de su “patrocinador”. Una vez teniendo bajo propiedad a estas mujeres a través de la aplicación los patrones vendían el patrocinio de sus “criadas” a otros a cambio de un beneficio.

Mientras hablaban con estas personas, afirmaron que las trabajadoras domésticas son usadas como mercancía: “Puedes encontrar a un comprador adquiriendo a una criada por alrededor de US$2.000 para posteriormente venderla por cerca de US$3.300.”

Las acciones de Facebook 

Después de la amenaza que le hizo Apple, Facebook eliminó más 130 mil piezas de contenido de servidumbre doméstica en árabe en sus plataformas para evitar la suspensión de App Store de Apple. 

Por su parte, el portavoz Andy Stone dijo que la compañía ha estado combatiendo la trata de personas en sus sitios web durante muchos años y su objetivo “sigue siendo evitar que cualquiera que busque explotar a otros tenga un hogar en nuestra plataforma”.

Sin embargo, pese a los nuevos controles que la compañía ha impuesto, en la semana del 18 de octubre se encontraron cuentas activas de Instagram que “ofrecían” trabajadores domésticos a la venta, utilizando elementos de búsqueda que figuran en los documentos internos de Facebook. En dichas publicaciones se presentaban fotos de mujeres, así como descripciones detalladas de ellas. 

La venta ilegal de tierras del Amazonas en anuncios de Facebook 

Una vez más la BBC se encargó de revelar lo que ocultan los anuncios de Facebook, esta vez a través de su documental “Selling the Amazon”, el cual, reveló que parcelas dentro de áreas protegidas de la selva tropical del tamaño de hasta mil campos de fútbol estaban en venta a través de los anuncios clasificados de Facebook.

Según reveló la investigación, un acaparador de tierras, Alvim Souza Alves, trataba de vender una parcela dentro de la reserva indígena llamada Uru Eu Wau Wau por el equivalente a alrededor de US$22.000 en moneda local.

Una vez que se dio a conocer la investigación, la Corte Federal Suprema de Brasil ordenó una investigación sobre la venta de áreas protegidas de la Amazonía a través de Facebook. Ante lo cual Facebook afirmó que estaba “listo para trabajar con las autoridades locales” y consultó con el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Pnuma) y otras organizaciones para dar sus “primeros pasos” y tratar de abordar el problema.

“Ahora revisaremos los listados en Facebook Marketplace con la base de datos autorizada de áreas protegidas de una organización internacional para identificar listados que puedan violar esta nueva política”, declaró Facebook. 

Para frenar la problemática, la compañía está usando una base de datos administrada por Pnuma, para bloquear los anuncios. Sin embargo, sus propuestas han sido cuestionadas, puesto que en palabras de la abogada y científica Brenda Brito “si no obligan a los vendedores a proporcionar la ubicación del área en venta, cualquier intento de bloquearlos será defectuoso”.

 

Te puede interesar: #Opinión || La fiebre arácnida multiversal, a la espera de Spiderman No Way Home

Consulta más artículos en nuestra edición #44 de la revista de Voto en Blanco