22 junio, 2021

760 trabajadores del Hospital 211 de Ginecología y Obstetricia del IMSS piden la RENUNCIA de directivos y administradores

Acusan acoso laboral, discriminación, daño psicológico a trabajadores y hasta manipulación de expedientes clínicos


ESTADO DE MÉXICO, mayo 12 (VOTO EN BLANCO).- Personal médico del hospital de Ginecología y Obstetricia 221 del IMSS piden la destitución de personal directivo de este nosocomio,debido a un presunto acoso laboral, abuso de poder, discriminación, daño psicológico, difamación y hasta manipulación de expedientes clínicos.

En conferencia de prensa, tres médicos a nombre de casi 760 trabajadores de la salud que laboran en este hospital, acusaron a los directivos y administradores de este hospital ubicado en avenida Morelos y Sor Juana Inés de la Cruz de esta ciudad de Toluca.

Uno de los denunciantes, quien prefirió no revelar su nombre ante el temor a represalias, aseguró que son cerca de 700 trabajadores que sufren algún tipo de violencia por parte del director Martín Rodríguez Roldán, de la subdirectora médica Beatriz Elisa Ramírez López, del subdirector administrativo Omar de la Luz, el asistente de la dirección del turno de jornada acumulada Fernando Martínez y el titular de la jefatura de gestión médica delegación poniente José Mireles Corona.

“Por más de 10 años han residido a compañeros”, el denunciante afirmó que son cerca de 100 los compañeros que han sido cesados por arbitrariedades o indicaciones directas de los directivos acusados, “estas autoridades mandan llamar al familiar, y en privado les dicen que demanden a los médicos”.

Aseveró que los directivos y administrativos antes mencionados han alterado expedientes clínicos en detrimento de compañeros lo cual constituye, no solo una falta grave en el hospital, sino un delito grave.

Por estos hechos aseguraron que existen al menos 5 demandas ante la Fiscalía General de Justicia del Estado de México, sin embargo, dijeron que no han trascendido por presuntos compadrazgos entre el personal del Órgano Jurídico Interno del instituto y el director del hospital.

Por su parte, el IMSS negó las acusaciones hechas en la conferencia de prensa y, a través de un comunicado, detalló que ha respetado el contrato colectivo del trabajo, además de que cualquier inconformidad será recibida en las instancias correspondientes.

Finalmente, el  Hospital de Ginecología y Obstetricia 221 argumentó que ha sido referente en la atención ginecológica y obstétrica en el Estado de México y explicó que el 97% del personal que labora en el hospital ha sido vacunado contra el covid-19.

De hecho, mencionaron, en varias ocasiones han osado persuadir a pacientes y sus familiares para que demanden a los médicos que las atendieron, ante instancias como la CNDH, la CODHEM e inclusive la misma Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM).

Derivado de ello, dieron a conocer que han rescindido injustamente a más de 100 médicos, ello pese a que en la mayoría de los casos, los médicos han ganado los juicios laborales, siendo reincorporados nuevamente a su área laboral.

El trato a las mujeres médicas es inhumano, humillante, discriminatorio, de ahí hacemos un llamado a las autoridades nacionales y al mismo director general del IMSS, Zoé Robledo Aburto, y a la titular de la delegación, Miralda Aguilar, que estos cinco servidores públicos sean removidos de sus cargos”, finalizó otro de los denunciantes.