24 enero, 2022

#Opinión || Cultura del envejecimiento saludable

Voto en Blanco (14 de noviembre de 2021) || Patricia Hernández

¿A que se refiere envejecimiento saludable?

La Organización Panamericana de la Salud, el término envejecimiento saludable se ha utilizado para referirse a un estado positivo y libre de enfermedades. Sin embargo, con el envejecimiento, la mayoría de los problemas de salud son el resultado, no solo de la presencia de enfermedades crónicas que coexisten en una misma persona, sino de la interacción de las mismas con el propio proceso de envejecimiento. 

La Organización Mundial de la Salud, en su informe Mundial sobre el Envejecimiento y Salud, señala que el envejecimiento saludable es el proceso de fomentar y mantener la capacidad funcional que permite el bienestar en la vejez. 

Situación actual de adultos mayores en México

INEGI refiere que en el país se ha venido observando un gradual proceso de envejecimiento, la proporción de niños y adolescentes, ha disminuido y se ha incrementado la de adultos y adultos mayores, ya que pasó de 9.1% en 2010 a 12.0% en 2020. Casi tres millones de personas adultas mayores no cuentan con afiliación a una institución de servicios de salud.

El envejecimiento demográfico es un fenómeno irreversible, que afecta biológica, psicológica y socialmente a la población. Especialmente, porque ésta etapa se ve influenciada por la cultura y los patrones socioeconómicos.

La desprotección social, que viven algunas personas de más de 60 años es preocupante, sobre todo, porque el envejecimiento poblacional en México, se asocia con la inequidad, escasez, enfermedades crónico-degenerativas, pero también con un acceso precario a los sistemas de salud.

La pobreza, es otro aspecto al que se enfrentan los adultos mayores, ya que sus ingresos se ven mermados debido a los gastos inesperados, por cuidados en salud, tratamientos y medicamentos, que no son cubiertos por el gobierno.

Es así, como el deterioro físico y mental propio del envejecimiento, se mezcla con la desigualdad social.

La responsabilidad del Estado

Como parte de sus responsabilidades, al Estado le corresponde proteger el derecho a la vida con un principio fundamental. Supone garantizar atenciones sociales y de salud en cada etapa de la vida, para que las personas mantengan su bienestar desde el punto de vista mental, físico y espiritual, logrando así llegar a la vejez con una capacidad funcional óptima.

La Organización Panamericana de la Salud señala que a pesar de que las personas están viviendo más tiempo, no significa que estén viviendo con salud y teniendo sus necesidades satisfechas. En respuesta, la Asamblea General de las Naciones Unidas declaró 2021-2030 la Década del Envejecimiento Saludable como principal estrategia para lograr y apoyar las acciones destinadas para todas las edades.

Si bien es cierto, existen varios programas y estrategias diseñados por el gobierno y la Organización Mundial de la Salud en beneficio del adulto mayor, sin embargo, considerando que el envejecimiento debe ser abordado como un proceso desde el curso de vida, es nuestro deber empezar a fomentar la cultura de envejecer saludablemente. 

 

Fomentar el envejecimiento saludable exige liderazgo y compromiso

Es de suma importancia fomentar la cultura de buenos hábitos, en cada etapa de nuestra vida, y con ello llegar a la vejez de forma saludable, en todos los aspectos de la vida del ser humano, ya que ésta es una responsabilidad que depende de nosotros mismos.

Por ello es indispensable adoptar buenos hábitos de vida como una correcta alimentación, en combinación de actividad física, cultivar nuestra mente con lecturas positivas, mantener un horario de sueño organizado y un manejo adecuado de enfermedades crónicas. Además de fomentar la cultura del ahorro e inversión. 

Estas pequeñas acciones, nos ayudarán a gozar de una buena calidad de vida en cada etapa de nuestra vida, pero sobre todo en la vejez, conservando la autonomía y dignidad. 

Te puede interesar: #Opinión || Me disfrazo para preservar, no para insultar

Consulta más artículos en nuestra edición #44 de la revista de Voto en Blanco